Península Valdés tendrá un nuevo mirador y senderos accesibles

Compartí este contenido en tus Redes Sociales.
0

La “Ventana de la Bahía” está en Punta Pirámide y forma parte del Plan de Obras 2019 del Ministerio de Turismo y Áreas Protegidas. En el apostadero de lobos marinos también se están construyendo 800 metros de senderos accesibles.

 

 

El Área Natural Protegida Península Valdés tendrá un nuevo mirador: la “Ventana de la Bahía” se está construyendo en Punta Pirámide, el apostadero de lobos marinos ubicado a 5 kilómetros de Puerto Pirámides.
El Ministerio de Turismo y Áreas Protegidas, junto a la Administradora del Área Natural Protegida, está trabajando en el mirador. Además se construyen 800 metros de nuevos senderos accesibles.
Una vista privilegiada
“Es un balcón mirador nuevo de grandes características con vista panorámica al mar. Es una obra muy importante, fruto del trabajo conjunto de la Subsecretaría de Conservación y Áreas Protegidas con la Administradora de Península Valdés. Va a permitir observar desde otro punto de vista no solo la lobería, sino también el Golfo Nuevo desde la zona de Punta Pirámide, una bahía especialmente frecuentada por ballenas a lo largo de toda la temporada”, explicó el ministro de Turismo y Áreas Protegidas de Chubut, Néstor García.
Los trabajos forman parte del Plan de Obras 2019 en Península Valdés del Ministerio, que incluyeron además el Centro de Interpretación de Punta Norte inaugurado en marzo. El Plan se ejecuta junto a la Administradora del ANP.
“La Ventana de la Bahía va a permitir una gran panorámica del mar y las ballenas, cuyos soplidos característicos se escuchan toda la temporada desde Punta Pirámides. Al estar sobre un acantilado el mirador ofrecerá una vista privilegiada a los visitantes”, completó García.
Punta Pirámide
Ubicada a 5 kilómetros de Puerto Pirámides, Punta Pirámide es la colonia reproductiva de lobos marinos de un pelo más grande de Península Valdés y uno de los mejores lugares del ANP para observar, desde un acantilado, cómo el sol se esconde detrás del mar.
Debe su nombre a una saliente de tierra con forma de pirámide que desplaza al mar, huella de la erosión de las diferentes eras geológicas.
Para observar mejor las ballenas es recomendable ir en marea baja.
Fuente: Gobierno de la Provincia del Chubut

 

 

Compartí este contenido en tus Redes Sociales.
0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Te gustó este contenido? Compartilo ahora en tus redes sociales.